El volcán estalla en el centro de nuestras hipocresías.

No detiene su lava que arrastra, y consume, nuestras miserias.

El volcán a veces, sólo a veces, apaga su furia: Es el día en que las almas suelen besar a la luna.

El volcán tiene un romance con el río: Y se funde en el encuentro que le marca el tiempo con murmullos de orilla.

Jamás renunció al fuego eterno que le nace de sus entrañas: Prefiere antes a la muerte vestida de desprecio.

El volcán se sabe tierra porque abraza a su entorno como madre naturaleza.

Fuego que devora a los fuegos es la misión de su ser: Un llanto que cubre su
ladera, y se convierte en rocío.

Una y otra vez, el volcán espera por el día en que los hijos de la tierra lo cubran de rezos: De plegarias dormidas por la injusticia de siglos.

Será el día de la memoria como calor de hoguera.

Un día como cualquier otro, el silencio al costado del camino, y la noche convertida en milagro.

Será el volcán como padre nuestro: Y los hipócritas convertidos en cenizas.
Dady Rubio (“Nuestro Volcán” – Febrero 08 / 10:00 am)
Pegue Diego…pegue…para los que creen que se puede doblegar el amor por unos cuantos pesos…
Su perdón a los ingleses por el gol con la mano recorrió el mundo, pero bien aclaró ayer Diego Maradona que nunca dijo eso y que en la entrevista publicada por The Sun le cambiaron sus dichos.
Ahora, en su vuelta al país, el ex jugador de la Selección cargó duro contra sus compañeros del Mundial 86 que hablaron sobre el tema. “Yo no pedí perdón a Inglaterra, y a los putos que hablaron antes que yo hablara, les digo que son muy putos”, fueron las textuales palabras frente a los micrófonos en su arribo a Ezeiza.

El Diez se refería, entre otras, a las declaraciones que publicó Clarín de Julio Olarticoechea, Jorge Burruchaga y Ricardo Giusti. “Acá son muy inocentes, agarraron una información que no es tal”, confesó Maradona. Y agregó: “Fueron compañeros míos, y no me conocieron ni dentro ni afuera de la cancha”.

Además, criticó a Peter Shilton, quien había afirmado que “es demasiado tarde” para las disculpas. “Es un arquerazo, cuando le hacen goles a Shilton no lo saluda ni el hijo”, ironizó.Sobre la entrevista, volvió a desmentir al medio inglés. “Quisiera que ustedes me la muestren a mí a la entrevista grabada en inglés y así les voy a decir”, reclamó.

Y continúo: “Si tengo que pedirle perdón es a mis hijas, a mis padres y a los hinchas de boca, que erré cinco penales”. ¿Qué dijo entonces Maradona? El lo repite: “Yo dije que la historia no se cambia. Si pudiera pedir perdón y regresar en el tiempo, y cambiar la historia, lo haría. Pero el gol sigue siendo un gol, Argentina se convirtió en campeón mundial y yo fui el mejor jugador del mundo“…(Fuente Ole.com)

Anuncios